4 fáciles recetas homemade de aceites esenciales

21/02/2017

 

 

¡Amamos los aceites esenciales! Te dejamos algunas recetas que puedes hacer en casa para curar los pequeños males.

 

El uso de aceites esenciales con propósitos médicos remonta a la antigüedad, los diferentes usos y cualidades que posee cada aceite han perpetuado el manejo de éstos hasta la actualidad.

 

Recientemente, estudios rigorosos han comprobado que estos antiguos remedios son sumamente eficaces para el alivio de ciertas dolencias y condiciones, esto a tal grado que algunos tratamientos que involucran aceites y aromaterapia han sido incluidos en los métodos que emplean algunos hospitales.

 

"Utilizamos aceites esenciales para reducir la ansiedad tanto para los pacientes como para sus familias y también como parte de nuestra estrategia de manejo del dolor no farmacológico" menciona Donna Audia, enfermera holística del Centro Médico de la Universidad de Maryland. "El dolor tiene componentes físicos y emocionales, y el sentido del olfato tiene un fuerte componente emocional".

 

También te puede interesar: 7 hábitos saludables que te harán perder peso.

 

Introducción a los aceites esenciales

 

Llevar a cabo estas terapias curativas requiere de experimentación y conocimientos que aseguren la pureza de los aceites, por lo cual te aconsejamos seguir estos pasos:

 

Almacenar las soluciones en botellas de vidrio oscuras o teñidas, mantendrá los aceites esenciales en su estado más fresco y potente,  esto evitará  que la luz natural degrade los componentes que forman parte de los óleos.

 

Si planeas almacenar los aceites en una botella de plástico, asegúrate que este recipiente sea libre de BPA,  esto evitará que la toxina contaminé la mezcla.

 

Seguridad primero

 

Debido a la gran potencia que poseen los aceites esenciales es necesario ser cauteloso sobre cómo usarlos, sigue estos consejos de seguridad.

 

No los apliques a la piel sin antes diluirlos:

 

Los riesgos incluyen una reacción alérgica. Para la cara o el cuello, la Asociación Nacional de Aromaterapia Holística recomienda una dilución del 1 por ciento (6 gotas en 1 oz de aceite portador). Para una aplicación de cuerpo completo, como un aceite de masaje, utilice al menos una dilución del 2,5 por ciento (15 gotas en 1 oz de aceite portador). Y para un área específica, use hasta una dilución del 10 por ciento (60 gotas en 1 oz de aceite portador).

 

No apliques aceites esenciales directamente en el interior de la nariz

 

Esto podría irritar los conductos nasales, utiliza jabón y agua para eliminar el aceite esencial de la piel. Si has notado que aplicaste demás o comienzas a notar alguna reacción alérgica, limpiándolo con una toalla húmeda se extenderá el aceite.

 

Cuida a tus mascotas

 

Evita el contacto de los aceites esenciales en los gatos, ya que no tienen las enzimas para metabolizarlos. Con los perros, prueba acercando un aceite a tu perro, dejando que lo olfatee a un pie de distancia -si él se aleja del olor, prueba otros óleos hasta encontrar uno que no rechazará.

 

 

 

Ahora te mostramos 4 opciones de aceites esenciales que puedes fabricar en tu casa.

 

1. Para congestión nasal y torácica

 

Si sufres por los padecimientos respiratorios, una mezcla de manzanilla, eucalipto, hierbabuena y tomillo es tu solución. Agrega una gota de cada uno de estos aceites esenciales a cuatro tazas con agua hirviendo, colócate frente a ellas con una toalla en la cabeza para evitar que los vapores se esparzan,  cierra tus ojos para evadir cualquier posible irritación y respira profundamente el vapor durante cinco minutos. Puedes llevar a cabo esta práctica dos o tres veces al día.

 

Según Laurie Steelsmith,  la inhalación de vapor es la mejor manera de romper el moco porque abre los conductos nasales, sacando los desechos y llevando los vapores directamente a los pulmones.

 

2. Para dolores de cabeza

 

Inhalar aceite de lavanda es la mejor solución para el dolor de cabeza. Según la revista European Neurology esta joya milenaria reduce la gravedad de las migrañas. Mezcla seis gotas de aceite esencial de lavanda con una onza de aceite de almendras u otro aceite de portador neutro, al terminar humedece un algodón o tela con esta mezcla y colócala debajo de tu nariz e inhala lenta y profundamente.

 

3. Para músculos adoloridos

 

Incienso Roll-on de helicriso  y  romero

 

Si notas que tus músculos se encuentran adoloridos después de una rutina de ejercicio o por el estrés, el uso de estos aceites esenciales logrará efectuar en tu cuerpo un efecto antiinflamatorio. Diversos estudios han comprobado que el uso tópico del romero relaja las fibras musculares, disminuyendo el dolor. Una mezcla de 3 gotas de aceite de helicriso y romero en una onza de aceite portador será la mixtura perfecta para reducir la inflamación. La herbolaria Mindy Green sugiere que se coloque una porción de este líquido en un rodillo y se masajeen las áreas afectadas con él.

 

4. Para aliviar el estrés

 

Un baño de bergamota

 

Según los resultados arrojados por un estudio hecho recientemente, se comprobó la eficacia de la bergamota para combatir la ansiedad y el estrés. En este experimento un grupo de personas inhaló bergamota durante 15 minutos y los resultados fueron sorprendentes; la mayoría mostro una reducción en el cortisol salival, mejor conocida como la hormona del estrés.

 

La aromaterapeuta Charlynn Avery, recomienda inhalar bergamota en un baño relajante, mezclando 18 gotas de bergamota, ½ cucharada de aceite de almendras dulces y 2 onzas de sal marina en la tina del baño.

 

 

 

Please reload

Síguenos

  • Blanco Icono de Instagram
  • Blanca Facebook Icono
  • Blanco Icono de YouTube