¿Qué es la resiliencia? 7 consejos para ser más resiliente

20/03/2018

La capacidad de recuperarnos de las adversidades; que pueden ir desde el estrés cotidiano, un divorcio, la muerte de un ser querido, problemas profesionales, entre muchas otras cosas… ESA CAPACIDAD DE RECUPERARNOS, se llama RESILIENCIA.

 

La resiliencia es una habilidad fundamental que se adquiere desde que somos pequeños, pero no hay razones para perder las esperanzas, PORQUE PODEMOS FORTALECERLA SIENDO ADULTOS, y aquí te diremos cómo.

 

The New York Times desarrolló un artículo en donde compiló varios testimonios científicos sobre la resiliencia y 7 formas de fortalecerla siendo adulto.

 

 

Según Adam Grant, profesor de Administración y Psicología de la Facultad Wharton de la Universidad de Pensilvania, EXISTEN ALGUNAS VENTAJAS de fortalecer la resiliencia en la edad adulta, como:

  • Una mejor capacidad para regular las emociones

  • Mayor perspectiva

  • Preocupación por las generaciones futuras 

“Hay un conjunto de comportamientos que se pueden aprender de manera natural y que contribuyen a la resiliencia”, dijo Grant.

 

1) Sé optimista

 

No se trata de ignorar la realidad cuando las cosas son difíciles, se trata de reconocer los retos y ver las cosas con más esperanza y fuerza.

 

Estos momentos son buenas oportunidades para replantearnos los objetivos. Según Steven Southwick, profesor de Psiquiatría de la Facultad de Medicina de Yale menciona que tanto el optimismo como el pesimismo son contagiosos, por lo cual pensar y rodearte de gente que sea positiva ¡se nota!

 

2) Reestructura

 

Después de una experiencia traumática, el bloqueo más importante es vivir en el pasado y en lo que había antes y AHORA YA NO ESTÁ.

 

REFORMULAR los conflictos como una oportunidad de crecimiento es la respuesta para salir de los problemas.

 

3) No es personal

 

Es común que cuando las cosas no salen bien nos la pasemos culpándonos a nosotros mismos por los objetivos que no se cumplieron. “Pude hacer esto diferente” “Debí de tomar esta u otra decisión”...

 

¡Deja de culparte! ¿Cometiste un error? Ten en cuenta que varios factores que contribuyeron a que terminaras en esa situación.

 

4) Recuerda tus recuperaciones

 

¿Quién no ha pasado por tiempos difíciles? Es casi imposible llevar una vida de color rosa, pues muchas veces cosas que están fuera de nuestro alcance cambian nuestros planes, pero recordar todas las veces que nos hemos recuperado y aprendido, nos ayuda a recordar lo fuertes que somos y que si pudimos antes salir de una situación difícil, esta vez será igual.

 

“Es más fácil identificarte con quien eras antes que con alguien de otro país”, dijo Grant. “Recuerda y di: ‘Ya pasé por algo peor en el pasado. Esto no es lo más horrible que he enfrentado o enfrentaré. Sé que puedo lidiar con esto’”.

 

 

5) Apoya a otros

 

Un estudio llevado a cabo en 2017 reveló que las personas que tienen niveles más altos de gratitud tienen mayores habilidades de resiliencia.

 

Ayudar a los demás, fortalecer la cercanía entre las personas que te importan es una forma de salir de ti mismo y aumenta tu propia fuerza,

 

“Una parte de la resiliencia es asumir la responsabilidad de tu vida y de crear una vida que consideres significativa y con propósito. No tiene que ser una misión elevada: puede ser tu familia. Mientras aquello en lo que participes tenga sentido para ti, eso puede impulsarte a superar todo tipo de adversidades” menciona Steven Southwick, profesor de psiquiatría en Yale.

 

6) Nuevo estrés

 

El estrés “manejable” es una oportunidad para cultivar la resiliencia. Nunca eliminarás el estrés de tu vida, por lo tanto, aprender a crear oportunidades para que tu cuerpo se recupere de estas situaciones es esencial para estar bien.

 

“El estrés es el estímulo para el crecimiento, y la recuperación es cuando el crecimiento ocurre”, dijo Groppel. “Así es como desarrollamos el músculo de la resiliencia”.

 

7) Nuevos horizontes

 

La resiliencia no sólo viene de las situaciones traumáticas o negativas, también puedes fortalecerla con experiencias desafiantes.

 “Hay algo biológico en ello”, dijo Charney. “Tus sistemas para regular la hormona del estrés se harán menos reactivos al estrés para que puedas manejarlo mejor. Vive tu vida de manera que adquieras las habilidades que te permitan manejarlo”.

 

Ahora que conoces estos simples ejercicios para fortalecer tu resiliencia, ¿Qué esperas para ponerlos en práctica?

 

 

Please reload

Síguenos

  • Blanco Icono de Instagram
  • Blanca Facebook Icono
  • Blanco Icono de YouTube